Qué, Cómo y Quién Es Dios Según Enseña La Biblia?: La Verdad y Mi Opinión

Quien Es Dios Según La Biblia? Cómo Es o Qué Es Este Ser Supremo del Mundo Espiritual?

Quién es?: Dios es el creador del cielo de la tierra, si te preguntas qué es? El es amor, pero también es fuego consumidor, es Jehová el fuerte y valiente, el poderoso en batalla, tu creador, padre eterno, el rey de gloria y digno de toda honra y alabanza. Hoy tratamos de responder esta pregunta que yo mismo me hacia en el pasado!

Quién Es Dios Según Enseña La Biblia?: La Verdad

Quién es Dios? Para ti, lo que tú decidas: tu padre, tu señor, tu proveedor, tu protector, tu ayudador. El dice: yo soy el que soy, y yo soy es uno que se sostiene a si mismo (que no depende de nada ni nadie para existir), él es y todos somos en él. Es espíritu y los que le adoramos es necesario que lo hagamos en espíritu y verdad, él es la verdad.

Citas Bíblicas de Referencias Sobre Quien y Como Es Dios


No me creas a mi (pues todo hombre es mentiroso, más sea Dios veraz), cree en la santa y sagrada palabra la cual Jesús te manda a escudriñar porque nos parece que en ella está la vida eterna. La vida es Jesús, que también es el camino y es verdad, él es el buen pastor y como tal la vida da por sus ovejas, lo dijo y lo cumplió, la pregunta del millón, tu daría tu vida por Jesús?, si lo haces ganarás tu vida y vida eterna.


Citas de referencias sobre quién, qué y cómo es Dios: Génesis 1.1, Éxodo 3.14-16, Salmo 24, 1 Juan 4.8-, toda la biblia está llena de referencias sobre Dios. El es su autor por medio del Espíritu Santo que inspiró a cada escritor pata su composición y lo más importante es: que la biblia es el único libro que cuando se lee su autor está presente acompañando al lector.

Hablando de biblia, la biblia y con toda su variedad de escritores (autores), fue escrita en la certeza fuera de toda discusión de que existe un ser espiritual único, eterno, todo poderoso, soberano a quien llamamos Dios.

El Nombre de Dios Es Yahveh Que Traducido Es Jehová (Yo Soy el Que Soy)


En los escrito del antiguo testamento, su nombre propio es Jehová (Yo soy el que soy), se le reveló a una Tribu que llegó a ser una nación grande (la nación de Israel), fue a ese pueblo a quien le reveló: su naturaleza, su voluntad, amor y propósitos. En el nuevo testamento encontramos a Jesús el hijo de Dios que dió a conocer al padre y vino a reconciliar la humanidad con él.

Nuestro Señor es Santo y demanda santidad, aborrece el pecado y siempre da oportunidad al pecador de que se arrepienta y cambie de vida. Si te pones en las manos de Dios, él te hace nueva criatura en donde todas las cosa viejas pasan y todas son hechas nuevas. Nuestro Señor dice: "arrepentíos y convertíos para que sean borrados tus pecados y vengan a tu vida tiempos de refrigerios". Hechos 3.19.

Tu creador es fuerte y celoso y como tal te prohíbe tener ídolos (imágenes a las cuales honrar) según éxodo 20. Ninguna iglesia enseña bien los diez mandamientos: primero fue la iglesia católica la que ordenó el decálogo, fijó la forma en que se leen los diez mandamiento y como iglesia idólatra que le encantan las imágenes, pues sacó de los mandamiento el primero ya que no le conviene y las demás iglesias sólo copiaron el decálogo y no advierten el engaño.

No le creas a un bocón como yo, lee tu mismo el capitulo 20 de éxodo y verás el titular que dice "los 10 mandamientos", y es el mismo Dios quien inicia diciendo: "He aquí yo soy Jehová tu Dios fuerte y celoso que te saqué de tierra de Egipto de casa de servidumbre, no tendrás dioses ajenos delante de mi, ni te harás imagen de ninguna semejanza de lo que hay arriba en el cielo, no abajo en la tierra, ni debajo de las aguas de la tierra, no te inclinaras a ellas ni las honrarás", etc, etc. Y ese es el primer mandamiento.

La mejor manera de saber quien es Dios es aceptándole como tu Señor y Salvador por medio de su hijo Jesucristo quien te amo y te sigue amando tanto que dio su vida por ti, fue capaz de morir de la forma más dolorosa que narra la historia y sólo para mostrarte su amor. Eso es prueba más que suficiente de que podemos confiar la vida en manos de Dios.


Nadie sabe más de nuestros padres que los que somos sus hijos, si no eres hijo de Dios, no le puedes conocer. Todos somos creación, pero sólo el que le confiesa como Señor, ese es hijo y como hijo también heredero y coheredero con Cristo de cielos nuevos y tierra nueva. Dios te bendiga.